Saltar al contenido
LA TROMPETA DE JERICÓ

Países fantasma (IV): Artsaj y Nagorno-Karabaj

LAS ETERNAS DISPUTAS DEL CÁUCASO

Portada blog Artsaj

¿Qué ocurre en la región de Nagorno-Karabaj de la que tanto se habla? ¿De qué hablamos cuando mencionamos a la República de Artsaj? ¿Por qué la misma es motivo de abierta hostilidad entre Armenia y Azerbaiyán? Hoy os traemos un tema tan curioso como desconocido. Hoy hablamos de la problemática de un estado apenas reconocido: La República de Artsaj a la que también se alude con el nombre de Nagorno-Karabaj.

El Cáucaso es un lugar tan increíble como duro. Provocó no pocos quebraderos de cabeza a los rusos cuando ejercían el control de la zona y aún en la actualidad, es un polvorín con muchas mechas listas para arder. En una anterior entrada hablamos de los países no reconocidos de Abjasia y Osetia del Sur, y en esta ocasión vuelve la sección de “Países fantasma” con otro caso muy singular. En esta entrada se tratarán los siguientes temas:

  • Etimología de Nagorno-Karabaj y Artsaj
  • Breve historia de la región
  • Conflictos post-soviéticos
  • Causas y aspectos del conflicto del Alto Karabaj
  • Información básica sobre la República de Artsaj

ETIMOLOGÍA DE NAGORNO-KARABAJ Y ARTSAJ

Comencemos por el nombre. Como hemos podido ver en la introducción, tenemos varios nombres para mencionar a la región o a la entidad política existente. Vayamos por partes:

El término Nagorno es una adaptación del ruso “nagorny” que viene a significar elevado, con un sentido geográfico. En español tenemos la forma de Alto Karabaj para hablar de esta región, término de uso correcto. El origen etimológico de Karabaj es más complejo y diversas teorías le señalan un origen tanto túrquico como armenio. Una muy común es la que señala que el término significa “Jardín Negro”. Por lo cual estaríamos hablando de “Los altos del jardín negro”.

Pero además de este nombre, los armenios durante siglos lo han conocido también como Artsaj, nombre presente en la república protagonista de esta entrada. El origen del término podría apuntar a la unión de Ar y tsaj, que vendría a significar “los jardines de Aran Sisakean”, una figura política medieval de la zona. Por lo tanto, Artsaj es un nombre con mucha simbología para el pueblo armenio.

Mapa Transcaucasia
Mapa de Transcaucasia donde se puede ver la dispersión territorial y diversos estados con reconocimiento parcial. En Georgia encontramos Abjasia, Osetia del Sur (Alania) y la república autónoma de Adjaria (Batumi). En Azerbaiyán encontramos la República de Artsaj, cuya área de control es superior a los límites iniciales del estado. Y por último, en zona Armenia encontramos la República Autónoma de Najicheván, en manos de Azerbaiyán.

BREVE HISTORIA DE NAGORNO-KARABAJ

Pese a la trascendencia de la región para los armenios, quiero señalar que la zona ni ha sido siempre de mayoría armenia ni sus límites geográficos se han mantenido en el tiempo. Transcaucasia, la parte del Cáucaso donde se sitúa la región cambió de muchas veces de manos a lo largo de la historia. Durante la Edad Media, tuvieron lugar multitud de choques entre armenios, pueblos árabes venidos del sur, persas y pueblos túrquicos. La presencia armenia se mantuvo, existiendo formas de gobierno con mayor o menor autonomía.

El interés ruso en la región, provocó que a primeros del siglo XIX, el Alto Karabaj pasase a ser un protectorado de la Rusia zarista. Ocurriría algo similar con el resto de Transcaucasia. Durante el dominio zarista, ya se recogen diversas redistribuciones poblacionales en la región. Las mismas buscaban evitar la presencia de grandes mayorías étnicas en zonas muy concretas, diluyéndolas con otras etnias. Si bien este sistema evitaba la mayoría, creaba verdaderos polvorines a largo plazo.

Y de todos los polvorines, el más importante era el de los dos principales grupos poblacionales; los armenios, de religión mayoritariamente cristiana y los azeríes de religión musulmana. El primer gran choque tuvo lugar en 1905, con una serie de matanzas que obligó a intervenir al ejército ruso.

SIGLO XX

Viajemos a la primera guerra mundial. Transcaucasia fue lugar de batallas entre otomanos y rusos, en un escenario donde tuvo lugar el conocido como genocidio armenio. Pero en el Alto Karabaj hubo tranquilidad hasta la revolución rusa de 1917. A la par que seguía el conflicto y los otomanos aprovechaban para avanzar hacia el este, surgieron nuevas figuras en la zona. Hablamos de armenios, azeríes y de una nueva república, la Montañosa de Armenia en Nagorno-Karabaj.

Pese a diversos acuerdos con los otomanos, ¿Qué ocurrió cuando éstos se retiraron del conflicto? Un vacío de poder y el estallido de la guerra entre las recién creadas República de Azerbaiyán, el Alto Karabaj y la República de Armenia. Las masacres y limpiezas étnicas hicieron acto de presencia, implicando a todos los bandos. Decir que las hostilidades continuarían hasta que los soviéticos invadieron Azerbaiyán y Armenia en 1920.

El resultado de todo esto fue una serie de acuerdos y la creación de Repúblicas Socialistas Soviéticas en la zona. Lo más llamativo fue que el territorio de Najicheván, al sur de Armenia y sin contacto físico con Azerbaiyán, pasó a ser un ente autónomo de ésta última. Armenia también obtendría algunas ganancias territoriales, pero el Alto Karabaj quedaba en manos de Azerbaiyán.

De nuevo, estos acuerdos se hicieron teniendo en mente el evitar grandes estados étnicos que pudiesen complicar la situación a los soviéticos. Esto acarrearía nuevos casos de deportaciones y redistribución de la población.

mapa étnico Cáucaso
Mapa etno-lingüístico del Cáucaso para entender la distribución poblacional de la región. Fuente: Mapa creado por Ecelan CC BY-SA 3.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=3062684

EL ALTO KARABAJ AL CAER LA URSS

Con el anterior apartado he pretendido dar unas pinceladas de la conflictividad de la región a lo largo de los siglos y la gran pugna entre armenios y azeríes. También, que los diversos conflictos han provocado que Nagorno-Karabaj posea una población de mayoría armenia. Por lo tanto, los lazos entre las dos zonas son importantes. Sigamos.

Durante la época soviética, la región no presentó grandes problemas, aunque esto cambiaría a partir de su caída. El Alto Karabaj mostró en diversas ocasiones su deseo de abandonar Azerbaiyán y unirse con Armenia. Los azeríes, considerándolo como parte de su territorio, no lo toleraron y comenzó una escalada violenta. A primeros de 1992, ya con la URSS totalmente desvencijada, Nagorno Karabaj se proclamó independiente y estalló la guerra con Azerbaiyán. Armenia acabó entrando en la misma y el conflicto creció involucrando a otros dos grandes actores en la región; Rusia apoyando a Armenia y Turquía apoyando a Azerbaiyán. La guerra realmente no arregló nada y en 1994 se firmó un alto al fuego que sigue oficialmente en activo y que no satisfizo a nadie.

Una de las medidas llevadas a cabo fue el establecimiento de una Línea de Control. Se trata de una especie de frontera militar entre Azerbaiyán, Armenia y el Alto Karabaj. Si bien la línea era un intento de evitar futuros conflictos bajo supervisión internacional, no solucionó el problema. Poco a poco la misma se ha ido militarizando hasta convertirse en una de las áreas más militarizadas del mundo, junto a la frontera de ambas Coreas y la de Cachemira.

Mapa línea control Alto Karabaj
Mapa que muestra la línea de control de Nagorno Karabaj. Sobre la región sombreada, la República de Artsaj ejerce un mayor control. Fuente: Yerevantsi CC BY-SA 4.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=61826628

La línea tampoco ha evitado escaramuzas con víctimas mortales en la región. Todos los intentos de negociación fracasan al considerar Azerbaiyán a la región como parte de su territorio nacional al igual que Armenia. Y ninguna de las dos naciones ayuda a calmar las tensiones, teniendo lugar multitud de provocaciones.

SIGLO XXI

A la par que las hostilidades tienen lugar, es cierto que el Alto Karabaj ha buscado extender su influencia al oeste hasta tocar con Armenia. Armenia ha hecho lo mismo desde el oeste. Esto ha provocado que la influencia azerí entre ambos territorios sea reducida, algo normal si tenemos en cuenta la línea de control.

En el año 2016, volvieron a darse las hostilidades, provocando una crisis que, si bien duró poco, volvió a demostrar que la situación está lejos de resolverse. Esto mismo puede decirse de los estallidos de septiembre de 2020.

Y llegados a este momento, permitidme analizar diversas causas que pueden explicar la situación actual.

CAUSAS DEL CONFLICTO DEL ALTO KARABAJ

Pasemos a tratar algunas causas y aspectos que nos pueden ayudar a entender mejor la situación de la región.

CAUSAS POLÍTICAS

Una de las primeras causas la encontramos en la compleja situación interna de ambas naciones. Ambas sociedades han mostrado de diversa forma su descontento con la evolución política de sus países.

Por lo tanto, el conflicto armenio-azerí da a ambos gobiernos una excusa para desviar la atención de estos problemas, fomentar la cohesión nacional y cargarle las culpas al rival. Nada nuevo bajo el sol.

CAUSAS ECONÓMICAS

La economía de Armenia es muy dependiente de la ayuda rusa, lo que ha provocado su estancamiento en más de una ocasión. También la remesa de divisas de armenios emigrados tiene un peso muy importante, sufriendo mucho la población si por razones externas, éstas se ven frenadas.

El caso de Azerbaiyán es distinto. Debido al petróleo, la economía del país sufrió un boom con tasas de crecimiento muy importantes. A esto hay que sumar los diversos gasoductos y oleoductos que recorren el país y que curiosamente no atraviesan Armenia. Pero esta dependencia del petróleo le pasa factura cada vez que cae el precio del crudo, algo que acaba provocando la devaluación de la moneda.

Por cierto, algunos de oleoductos y gasoductos discurren por zonas no muy alejadas de donde el conflicto está teniendo lugar.

Mapa oleoductos gasoductos caucaso
Mapa con los oleoductos y gasoductos de Transcaucasia. Curioso el hecho de que no atraviesan Armenia, aunque pasan muy cerca de la línea de control de Nagorno-Karabaj. Fuente: Mapa creado por Thomas Blomberg ©CC BY-SA 3.0.

En ambos casos, la mala situación económica lleva asociada un descontento que se intenta de nuevo paliar con patriotismo.

ASPECTOS REGIONALES

Aquí son claves Turquía, Irán y Rusia. Los iraníes han mostrado en los últimos años una faceta más conciliadora en la región, aunque no podemos decir lo mismo de los otros dos estados.

Turquía y Azerbaiyán firmaron una serie de pactos de ayuda mutua con cláusulas de apoyo si una tercera nación ataca a una de las dos. Turquía siempre ha considerado que el Alto Karabaj pertenece a Azerbaiyán y ha estado a favor del cierre de fronteras entre armenios y azeríes. Hay que entender que en esta posición también influye las pésimas relaciones entre Armenia y Turquía.

Pero la posición rusa también es clave en el conflicto. Los rusos han tendido a alinearse con Armenia, aunque no siempre tan claramente como los turcos con los azeríes. Rusia posee una base militar en Armenia y también existen acuerdos de seguridad colectiva entre ambas naciones. Pero, en estos acuerdos la república de Artsaj no entra dentro de las garantías defensivas. Pese a las buenas relaciones, Rusia ha buscado en los últimos años un mayor equilibrio para evitar dañar sus intereses en Azerbaiyán (principalmente venta de armamento).

A pesar de todo, rusos y turcos han utilizado el tablero de juego del Cáucaso para tratar diversas rencillas diplomáticas, desestabilizando la región. Por lo tanto, es clave que haya un entendimiento entre Turquía y Rusia. Y lo es porque ambas naciones tienen el suficiente peso para frenar la escalada de la violencia. En el caso contrario, es posible que una Armenia, una Artsaj y una Azerbaiyán fuera de control provoquen un grave problema en la zona.

ASPECTOS INTERNACIONALES

Aquí es clave añadir el papel de EEUU. No pasa desapercibido que EEUU y Rusia han tenido sus pugnas diplomáticas en la región desde la caída de la URSS. Georgia y Osetia son dos claros ejemplos de ello. Cada vez que ambas naciones mueven sus fichas en la zona, los focos de tensión se reactivan. Y la falta de acuerdo en la zona deja abierta la puerta para que en un futuro las hostilidades vuelvan a comenzar

Como hemos visto, no existe solución fácil al problema y las que se han llevado a cabo no son a largo plazo. Por lo tanto, volveremos a escuchar hablar de la zona en el futuro.

DATOS DE LA REPÚBLICA DE ARTSAJ

Para cerrar esta entrada, pasemos a dar unos datos sobre la República de Artsaj, nombre que sustituyó al de Alto Karabaj en 2017. Artsaj, que como vimos, presenta una mayor carga simbólica política y geográfica para los armenios. El estado es territorio azerí de iure, pero funciona de facto como estado independiente. Su forma de gobierno es una república de tipo presidencialista.

Artsaj cuenta con algo más de 4400 km2 de superficie. Esta cifra se triplica casi si consideramos los territorios de alrededor sobre los que Armenia ejerce una mayor influencia. Respecto a la demografía, la misma se estima en aproximadamente 150.000 habitantes. De esta población, un 95% son cristianos armenios y el resto griegos y kurdos.

Sus lazos con Armenia son más que evidentes y quedan patentes por ejemplo en su bandera, el idioma y la moneda del país, el dram. Pero, eso no debe llevarnos a error. La república de Artsaj es un ente independiente de la República de Armenia. Aunque eso no quita que, en aspectos militares y políticos, la difícil situación del territorio la haga quedar bajo influencia armenia y en menor medida rusa.

Mapa territorio ocupado Republica Artsaj
Mapa con las ganancias territoriales del Alto Karabaj desde su independencia a primeros de 1992. La zona de extensión coincide fundamentalmente con la línea de control fronteriza. Fuente: actualidad.rt.com

¿Quién reconoce a este estado? Aquí encontramos algunas sorpresas. Sólo 3 países y ninguno de los principales de la región. Se tratan de Abjasia, Osetia del Sur y Transnistria, de los cuales ya hablamos en anteriores entradas y que a su vez tienen un reconocimiento limitado. Ahondemos un poco más.

La inmensa mayoría de estados considera el Alto Karabaj como parte de Azerbaiyán. Armenia, ya sea por presiones o porque considera a la región como suya, no lo ha reconocido oficialmente. Eso no quita que lo apoye en su conflicto con Azerbaiyán. Rusia, pese a su cercanía con Armenia, no lo ha reconocido al poder dañar sus intereses en Azerbaiyán.

CONCLUSIÓN

Y llegados a este punto, toca despedir la entrada. Como siempre digo, compartidla si os gustó, dejad comentarios pues son bienvenidos y os invito a que sigáis indagando sobre la región.

¡Nos vemos la semana que viene!

¿Te ha gustado la entrada? Lee otras otras sobre estados con limitado reconocimiento internacional.

BIBLIOGRAFÍA

SI HAS LLEGADO HASTA AQUÍ, ¡SUSCRÍBETE!

¿Te ha gustado el contenido? ¿Te gustaría estar al tanto de todas las novedades del blog? ¡No lo dudes y suscríbete!

Imagen con botón de sucríbete

Te informamos que tus datos se van a almacenar de forma segura y que cumplimos con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos). Aquí tienes más información al respecto. Para cualquier rectificación, limitación y supresión de los datos, puedes hacerlo a través del formulario que se encuentra en: https://latrompetadejerico.com/contacto/