Saltar al contenido
LA TROMPETA DE JERICÓ

Drama en la India

portada slumdog millionaire

La India es un país que llama mucho la atención al observador europeo. Su mezcla de culturas, su extremada pobreza, la masificación de sus suburbios y sus monumentos impresionantes lo convierten en un país exótico. La película Slumdog Millionaire, que popularizó al país mostrando algunas de sus terribles verdades, ayudó a crear una imagen de destino llamativo a la vez que peligroso. Pero actualmente el país no está en las noticias por su pobreza, cultura o calidad de sus monumentos, sino por el elevado índice de violaciones de mujeres.

Según el censo oficial (y recalco lo de oficial porque en India suena a poco riguroso), el país posee casi 1250 millones de habitantes. En sus más de 3 millones de kilómetros cuadrados de superficie (es el séptimo país más grande del mundo) tiene una densidad poblacional de aproximadamente 382 habitantes/kilómetro cuadrado. Si hacemos una simple comparación, la densidad en España es de 94 hab/km2, 4 veces menos.

Pero, si indagamos en el tema de las violaciones, ¿Qué factores son los que influyen en el elevado ratio de este crimen que posee este país? Veamos varios:

El primero, parte de la baja valoración social que tienen las mujeres en la cultura india pues la mujer está siempre por detrás del hombre en cualquier actividad social. Además, a la hora de casar a las hijas, los padres deben de pagar una dote, cosa muy complicada para familias con escasos recursos, lo que de algún modo mueve a muchas familias a no desear tener hijas, o a si las tienen, a despreciarlas.

mapa densidad poblacion india

Despreciarlas en primer término, porque en algunos casos a las bebés recién nacidas, se les mata, se les abandona o son arrojadas a vertederos y otros lugares. Este terrible comportamiento, provoca que aunque nazcan muchas mujeres, pocas lleguen a la edad adulta y sea un condicionante que provoca catastróficas consecuencias.

piramide poblacion india

El segundo factor, consecuencia del primero, es que la población masculina es superior a la femenina en el país indio. Aunque a nivel global la diferencia no sea muy acusada, a nivel local, se pueden dar casos en los que en determinadas ciudades o pueblos los hombres sean el 60 o incluso el 70% de a población. Al no poder encontrar mujeres con las que casarse, muchos recurren a la horrible práctica de la violación que en muchos casos acaba con la muerte de la mujer, desequilibrando aún más la balanza. Como dato, la agencia estadística criminal de la India registró 2.500 violaciones en 1971 y más de 24.000 en 2011 (ojo, hablamos de crímenes denunciados porque seguro que los valores reales son mucho mayores).

¿Pero qué hacer con un país con demasiada población masculina? Esta es una de las grandes preguntas que el gobierno indio se plantea. Tradicionalmente, muchos países con este mismo problema lo solucionaron favoreciendo la inmigración de mujeres de otros países, o ayudando a que en las zonas con exceso de hombres les fuese fácil emigrar a otros países (en el caso de India sobre todo a Gran Bretaña, oriente medio e Indonesia). Pero si estas medidas no son suficientes, puede convertirse en un problema que provoque la desestabilización del país de tal modo que la solución aplicada por el gobierno sea la peor de todas: Buscar una guerra que acabe con millones de hombres y que como resultado traiga un equilibrio poblacional (la solución lógica sería cambiar la mentalidad o adaptar la cultura India, pero todos sabemos que algo así es tremendamente complicado).

Esperemos que estas acciones se reduzcan y que el país no vuelva a ser noticia por esto, aunque tristemente, es lógico pensar que sin grandes cambios en la estructura del país, se vayan a producir mejoras evidentes. El gobierno indio, con el fin de enviar un mensaje rotundo, ha condenado a cuatro jóvenes a muerte por violar a una mujer que acabó muriendo. Dicen que el miedo funciona bien para que la gente no actúe de determinadas maneras, aunque como he señalado varias veces, el miedo puede ser algo temporal, pero los cambios en la mentalidad de un país no.

SI HAS LLEGADO HASTA AQUÍ, ¡SUSCRÍBETE!

¿Te ha gustado el contenido? ¿Te gustaría estar al tanto de todas las novedades del blog? ¡No lo dudes y suscríbete!

Imagen con botón de sucríbete

Te informamos que tus datos se van a almacenar de forma segura y que cumplimos con el RGPD (Reglamento General de Protección de Datos). Aquí tienes más información al respecto. Para cualquier rectificación, limitación y supresión de los datos, puedes hacerlo a través del formulario que se encuentra en: https://latrompetadejerico.com/contacto/